Reseña | Spiritpact segunda temporada – Capítulo 10

Pame26 05/05/2018

La siguiente reseña Spiritpact segunda temporada capítulo 10 junto con Manhua contiene spoiler. Si ya viste el capítulo por favor sigue leyendo. Si no, puedes verlo aquí.

[bloques texto=’Aviso, este capítulo contiene escenas Shōnen-ai, varias escenas que te harán gritar de la emoción, te comerás tus uñas, amaras y adorarás ver momentos entre Ki y Keika, te sorprenderás, te sentirás cual película de suspenso y desearas saber más, mucho más.’]

[bloques texto=’Segundo aviso, esta reseña es algo larga, agregue las escenas que se dan en el Manhua y en el anime no aparecen, con el fin de tener más claridad sobre cada hecho y sus personajes. Los * asteriscos son el Manhua.’]

[bloques texto=’En la opinión explicaré algunos detalles del anime, su relación con él Manhua y otros avisos IMPORTANTES.’]

灵契

テレビアニメ「SPIRITPACT-黄泉の契り」公式アカウント

reseña Spiritpact segunda temporada capítulo 10

Reseña décimo capítulo

Un doble propósito, un trabajo oscuro

*Continuamos este capítulo justo donde nos dejó el anterior, observando a un Shouken Shinryuu (Dragón Zhang Xuan) en una tarima decaído y pensativo, pero después de contar la llamada con su hermano Sekijin Shinryuu, este decide levantarse y ponerse en marcha, pues él tiene claro quién es y nunca lo ha olvidado. Él no solo es el guardián de Ki Tanmouku (Duanmun Xi), sino también el heredero de la familia Shinryuu, pero aparte de esto, él tiene una identidad secreta, el de la División de Supervisión. Desde la antigüedad, la familia Shinryuu ha sido nombrada… para supervisar los deberes del sumo sacerdote de los Tanmouku. Ante los ojos de los demás, la familia Shinryuu es una División medica herbolaria, pero de hecho, desde que existe la división Yang Ming, el Departamento de Supervisión de la familia Shinryuu ha acompañado, asistido, guiado y transmitido de generación en generación…

*Cuando Shouken fue enviado lejos de casa, se hizo un eco en sus oídos… el día que Sekijin le ponía el collar negro con la hebilla plateada, este le decía “Te enviare a que seas el guardia de una persona, debes hacer lo mejor que puedas para protegerlo bien y no permitir que otros lo lastimen, si a él le pasa algo, tu sangre lo salvara. Pero debes recordar que tu verdadera identidad es la de un Supervisor, tu estarás con él, siempre monitorea si tiene algún cambio, deserción, estafa, acoso, si hace algo ilegal ¡Ejecútalo!”. Los archivos históricos registran el sangriento propósito del pasado, la fuerza de la División Yang Ming y el temor de las personas a esa fuerza. La primera generación trajo destrucción a este mundo. Y la familia Shinryuu, debe asumir la responsabilidad de no permitirles desviarse de la humanidad y permitir que el sistema de sacrificio persista. La familia Tanmouku antes que nada, aplastara los errores irrecuperables, los enterraran y los resolverán sin dejar rastros.

*Los Shinryuu le imponía a la División Yang Ming la justicia por sus propias manos y al ser la vida de un Youmeishi tan corta, las personas no indagaban por la pérdida de un sacerdote. Los Shinryuu los dejan morir en su momento más brillante, para no dejar ninguna mancha, se puede decir que el estado glorioso de los Tanmouku hasta hora ha sido intercambiado por el asesinato del Departamento de Supervisión de los Shinryuu. Ellos utilizan el más oscuro medio para destruir los errores y sancionar el pecado, dejando así la gloria de los Tanmouku y dejando la esperanza al mundo. You Keika (Yang Jinghua) preocupado se acerca por el estado de shock en que esta Ki, pero este solo dice “Estoy bien… ahora finalmente se su identidad ¨un Supervisor¨, sin embargo, si este era el caso, el de supervisar mis deberes, entonces… ¿Por qué elegiste al final ese camino? ¿Por qué me abandonaste? ¿Por qué?”.

Una palabra vacía, un deseo que nace

*Shouken intentaba por todos los medios, que la carga sobre los hombros de su Joven Maestro fuera menos pesada, haciendo todas las cosas que podían hacer sentir mejor a Ki. Tal vez desde entonces, el punto de Shouken comenzó a desviarse simultáneamente, tanto que paso por alto los pensamientos sutiles de amor que sentía Jimei. Shouken sentía algo de pena por Jimei, ya que tal vez lo único injusto para ella, es que es aún una niña y si ella también se convirtiera en sacerdote en el futuro, solo podría sobrevivir un poco más que Ki. Pero ella tiene un liderazgo muy talentoso, ella piensa que necesitara estudiar los textos del Joven Maestro para su futuro, así que de vez en cuando él le enseñaba deliberadamente alguna experiencia como directora. Sin embargo, él nunca se alcanzó a imaginar lo posesiva y orgullosa que puede ser una mujer desesperada por llamar la atención. Incluso… dañando a su persona favorita…

* Keika sorprendido de escuchar esa confesión y observar como Jimei perseguía a Shouken hasta el punto de descubrirlo enviando mensajes ocultos, le hizo entender que “Desde entonces ella comenzó a seguir y sospechar de Shouken Shinryuu, manteniéndola alerta”, Ki le responde “La atención de esa niña a la persona que le importa, será de forma meticulosa hasta un grado terrible”, Keika sarcásticamente le responde “Es decir, que aprendió de Shin Shiyou (Qin Shiyao)” y en su mente “a ser paparazzi…” continuando “Diciendo que Jimei espía a Shouken ¿no te sorprende en absoluto?”, Ki sin entender le dice “¿Qué tiene de extraño eso? Shouken Shinryuu era más popular entre las mujeres que yo”, Keika haciéndose el loco dice “Ah, eso es verdad, ustedes son aburridos” (Cuando Keika nombra a Shin, se refiere a esa vez que ella le mostró su celular y este estaba repleto de fotos tomadas desde lejos de Ki).

*El día que Shouken le obsequió a Ki las borlas azules con su cabello, este al recibirlas toma su mano y le pregunto “Independiente de donde este, siempre me acompañaras Shouken ¿verdad? Mientras Shouken Shinryuu este conmigo, ¡No le temo a nada!”. Shouken sorprendido pensaba que su Joven Maestro ya le había hecho esta pregunta antes, dejando en claro su temor a perder seres cercanos y no era para menos, los padres de Ki lo dejaron solo cuando el aún era muy joven y el resto de su familia solo le han dado órdenes y desprecios. Pero en el interior, esas palabras de Ki eran como filosas agujas que se clavaban en su interior, pues el realmente quería quedarse con su Joven Maestro para siempre… pero para siempre… esa palabra “Para siempre” es solo un ornamento de lujo. Para Shouken, el Sacerdote de la División Yang Ming debía tener en ese mundo… siempre a su lado, una sombra espiritual, “un fantasma, alguien que abandone la vida, alguien que sea su espíritu”. Ki y Keika sorprendidos…

*Shouken pensó que desde ese momento comenzó un camino sin retorno, sin embargo, él nunca pudo tratar al Joven Maestro solo como un objetivo de su trabajo, aunque no debería tener una aventura personal con el Sacerdote de la División Yang Ming, pero antes sus ojos Ki es alguien puro, inocente, desinteresado y cualquiera que lo viera así, si realmente lo conociera, querría cuidar bien de él también… En ese momento corrieron como flashbacks los momentos más felices entre Ki y Shouken, mientras este último pensaba en ese momento que tal vez, cuando Ki se encontrara consigo mismo, él podría dejar la casa Tanmouku. Pero luego sosteniendo el cabello que había dejado el Joven Maestro en su almohada, mientras Shouken lo sostenía, solo pudo pensar que el Youmeishi puede vivir unas pocas décadas, pero aun si él quiere quedarse, incluso si es por poco tiempo junto a él…

Una labor, una carga difícil de sobrellevar

*El después de la ceremonia del falso cumpleaños del Youmeishi, Shouken llega hasta donde Ki con buenas noticias sobre el paradero de la persona que tanto Ki quería encontrar, este le pide que le lleve una carta y el con gusto acepta, lo que no esperaba Shouken era encontrarse a su hermano mayor Sekijin Shinryuu camino a realizar esta pequeña tarea.

*Sekijin simplemente se acercó a Shouken y sin pronunciar una sola palabra, le propino una fuerte cachetada a su hermano menor, aunque Shouken fue quien se disculpó, Sekijin enojado le dijo “¡No te disculpes! ¿Ahora qué haces? Eres el mensajero de tu maestro ¿Ahora haces recados?” Shouken con la cabeza gacha le responde “Este tal You Keika es muy importante para el Joven Maestro, no confió en nadie más para hacer esto…” Sekijin “¿Entonces te fuiste? ¿Lo dejaste en esa casa solo? ¿No sabes cuantos lo observan y quieren que muera?”, Shouken “El Joven Maestro ha estado estable por dos años”, Sekijin mostrándole la carta que la Gran Madre le envió del posible despido de Shouken le dice a gritos “¡¿Te parece que esto ha sido estable?! ¡Ves lo que es esto!”. Shouken sostiene la carta entre sus mano sorprendido, mientras su hermano le dice “¡La Gran Madre es muy eufemística, tenía la esperanza de que tomara la iniciativa de llevarte a casa! ¡Desde los tiempos antiguos, no ha habido un Shinryuu que sea regresado a casa! ¡¿Necesito que interfieras en los asuntos de la casa Tanmouku?! ¿Es eso lo que quieres derribar? ¡¿Estas centrado en la posición del Youmeishi o en la posición de Ki Tanmouku?¡”. Shouken más serio le responde “El sistema desactualizado debe ser modificado, ¿No fue esa la tarea que me diste?”, Sekijin “¿Nosotros? ¿Estas clasificando a los Shinryuu sin ti?”, Shouken se sorprende y queda sin palabras para decir.

*Sekijin “¿En tu corazón está el mundo entero o solo Ki Tanmouku? Shouken Shinryuu, lo único que podemos sacudir es la base de este sistema. Esta es la línea que el Supervisor no puede tocar”, Shouken “Yo… yo solo quiero que esté vivo al menos, que sea libre de hacer algo que quiera hacer…”, Sekijin mas enojado “¡Tonto! ¿Libertad? ¿Tú le diste esa idea? ¡Ingenuo! El Youmeishi solo está vivo por una década, después de su muerte, su cuerpo y alma son retribuidos al cielo y la tierra ¡Para este mundo son casi como el futuro! ¡¿Qué es libertad?! ¡¿Qué quieres hacer?! Mientras vivan y adoren a dios, cantaran bien, después muere en silencio y desaparece. ¡Lo mejor es que no se comuniquen con las personas en absoluto! ¡No compartan con nadie! ¿Por qué haces que se interese en disfrutar de intereses personales? ¿Qué pasa si descuida sus deberes cuando esté trabajando? ¡Peor! ¡Lo dejas pensar en su futuro! ¡En caso de que no pudiera soportar su propia vida! Pensaste por un momento ¿Cuáles serían las consecuencias?”.

*Shouken gritando “Hermano… ¡Tú no sabes nada sobre el joven maestro! ¡Él no es lo que tú piensas!”, Sekijin “¡No me llames hermano! ¡Te lo dije! ¡No tengas sentimientos personales por el sacerdote! ¡Cada movimiento del Youmeishi tiene que ver con la supervivencia de todos los seres vivos del mundo! ¡Pero no podemos salvar sus vidas! Solo nos otorgan poderes de supervisión. ¡Por el bien de la paz terrenal! La División Guardiana no puede sucumbir a las emociones ¡Somos observadores, no testigos! ¡Incluso si es un ser querido! ¡Amante! ¡Amigo! Comparado con la paz de todos los seres del mundo, ¿Qué es lo primordial?”, Shouken seriamente “Hermano… lo que dices, no puedo hacerlo”. Sekijin tirándole los papeles del despido en la cara se da media vuelta y emprende su ida, sin antes decirle “¡Si no puedes hacerlo, mejor ve y muere! ¡No necesitamos tenerte como un desperdicio!”.

Una carta, una cita perdida

*Cuando Shouken llega hasta el trabajo de Keika, este es atendido por la recepcionista y le pregunta a la mujer, si allí trabaja alguien llamado You Keika ya que tiene una carta para entregarle, ella le dice que sí y que ya lo llamara para que venga. Entonces Shouken llama a Ki para darle la noticia de que al fin encontró a You Keika, pero cuando su Joven Maestro responde el teléfono, este lo siente algo extraño, como si algo le pasara y se comienza a preocupar. Ki le dice que solo está cansado, que tiene algo de sueño, Shouken se calma por un momento y le dice que valla a descansar que él se ocupara de todo, pero entonces Ki comienza a hablar más pausado y entre cortado, cuando dice su última frase “Shouken… por favor… regresa pronto” se escucha al fondo como cae el teléfono al suelo y en ese momento Shouken recuerda la frase que le dijo su hermano “¿Entonces te fuiste? ¿Lo dejaste en esa casa solo? ¿No sabes cuantos lo observan y quieren que muera?”.

*Shouken comienza a gritar por el teléfono “¡Joven Maestro! ¡Joven Maestro!”, pero al no recibir respuesta, sale corriendo del lugar sin antes decirle a la recepcionista que le entregue la carta a Keika, ya que él tiene afán. Ki observando todo lo que sucede y sosteniendo aun entre sus brazos al desmayado Keika, le dice “You Keika, tu fortaleza me ayuda” (En el anime el alcanzo a conocer a Keika, en el Manhua no).

*Viendo el momento cuando Shouken rescata a Ki, Keika le dice “Déjame decirte, en ese momento, ayude a Shouken Shinryuu a encontrarte, lo que es particularmente sorprendente es, que grite como si pudiera…”, pero sus palabras son irrumpidas, al ver como Shouken se corta el brazo y chupando su propia sangre, se la brinda a Ki con la boca, mientras este sigue inconsciente en ese viejo altar. Shouken furioso y preocupado pensaba, “Una vez te prometí, que nunca dejaría que te lastimaran y así no tendrías que usar mi sangre. Como resultado, ni siquiera pude hacer esto…”.

 Una lucha, un esfuerzo “Él lo vale”

*Mientras Shouken llevaba a Ki a su habitación, este pensaba en los beneficios de su sangre, pues aparte de él nacer sin veneno en su ella, la familia Shinryuu le daba unas raras medicinas de su rama herbolaria, para mantener su sangre libre de venenos. Aunque Shouken le disparo al ex Jefe Interino, no lo hizo con intención de matarlo, solo quería darle una lección por todo lo que le hizo al Joven Maestro. Aunque la carta de la Gran Madre sobre el despido de Shouken, estaba en mano de su hermano, este quería quedarse un poco más en esa mansión… para limpiar las travesuras de ese grupo de personas, porque por el Joven Maestro, Shouken llega hasta lo último. De hecho, Shouken no tuvo miedo de que revelaran su identidad en ese momento, dado que sucesivas generaciones pudieron haberse enterado, a verdad se filtra tarde o temprano. Incluso, Shouken tiene ansias de exponerse temprano….

*Shouken pensaba que al menos ante su Joven Maestro, no tendría que cubrirlo y podría exponer toda la verdad en conjunto frente a él. Es así como Shouken decidió enviar la última paloma mensajera con la inteligencia rutinaria, a excepción de la última página, que iba dirigida a su hermano, pues él esperaba tener una buena charla con su hermano, porque aunque sus puntos de vista eran diferentes, sus ideales e intenciones son un poco similares, pero el espera que entienda que es imposible proteger a Ki Tanmouku y al mundo… Manteniendo su última charla con Ki, Shouken ve que su Joven Maestro es valiente ante la vida y la muerte, él es tranquilo como una gota de agua. Pero a pesar de todo, Shouken estaba feliz de poder aceptar todo, aceptar que teme soltar las manos de su Joven maestro, pues él sabía que esta vida estaba destinada a ser un niño efímero y avergonzado, Shouken quería darle… la eternidad, pues en ese momento ya el tenia algunas decisiones en su corazón. A través del lenguaje, a través de la apariencia, el accedía directamente a la verdad en las profundidades de su alma, jurándose a sí mismo que nunca dejaría a Ki.

*Las Cosas finalmente comenzaron, el hijo del ex Jefe Interino puso la queja del ataque a su padre por parte del guardaespaldas del Joven Maestro, pero cuando este dijo que ese supuesto sacrificio con Ki era abalado por la Gran Dama, Shouken supo que todo había sido una trampa. La Gran Dama había planeado todo, si el Joven Maestro moría, era lo mejor y si Shouken aparecía, podría sacarlo de la casa Tanmouku de una buena vez, todas las piezas de ese juego se acomodaron a su favor. Después de que Shouken fuera capturado, el comenzó a sentir que era una carga y obstáculo en la vida de Ki, su familia lo había abandonado, Shouken se sentía que era un traidor, había traicionado a su familia y al Joven Maestro. Desde que el inicio esta tarea sabía que si cometía un error, él tendría un solo final… Pero por Ki valía el esfuerzo y cariño que Shouken había invertido, él no se rendiría, lucharía y protegería a su Joven Maestro hasta el final.

Una cruel verdad

*Ki saca a Shouken de la celda atacando a los guardia y le dice “Escapémonos, vámonos a otra ciudad, un lugar donde los Tanmouku no nos puedan encontrar, soy muy capaz, puedo mantenerme por mí mismo”. Mientras corrían, Shouken pensaba que esa era una hermosa idea, correr, huir y dejarlo todo. Pero su Joven Maestro era el Youmeishi de la División Yang Ming, no importa a donde valla, lo encontraran… pero él realmente quería acompañarlo para siempre, correr hacia el futuro… sin detenerse… Cuando fueron alcanzados por los Tanmouku y la policía los tenia rodeado, Shouken recibió una llamada de Iku Sashi (Yu Zuoshi),Shouken mátalo, mata inmediatamente a Ki Tanmouku. ¿Es cierto que tú y el Youmeishi escaparon? Los Tanmouku están alarmados ¡y tú hermano está furioso! ¡Sekijin está marchando para allá con el clan para matarlos! Solo tienes una manera de irte ahora… ¡Ejecuta al Youmeishi es ese lugar! Es tu propia deserción, estarás bien con eso ¿Verdad? ¡Cuando mates al Sacerdote, podrás regresar meritoriamente a nuestra familia Shinryuu y la puerta se te será abierta!”. Shouken responde que entiende la petición y rompe el celular, mientras Jimei le grita desde lejos que se detenga.

*En ese momento Shouken atrae la atención de Ki y le dice “Joven Maestro, recuerda lo que te dije, nunca confíes en nadie… tienes el espejo infernal, pero no puedes ver el corazón de las personas”, apuntando su arma a la cabeza y pensando por último que su hermano al final nunca lo entendió, “Creo que cuando despierte, podre pertenecerle totalmente al Joven Maestro, nada me detendrá de estar a tu lado…”, un adiós y un disparo en la cabeza, fue lo último que el Joven Ki logro ver y escuchar en ese entonces de Shouken, mientras el actual Ki, se zafaba de entre las manos de Keika, para correr a detener un disparo que de igual forma sucedería. Un agonizante Shouken lograba pensar, “Joven Maestro, no estés triste, aun si muero, mi alma siempre estará contigo…”.

*Un Joven Ki desesperado llorando a un moribundo Shouken entre sus brazos, mientras un actual Ki sufría de rodillas y en silencio, mientras Keika sujetándolo pensaba “no importa cómo, no esperaba que las cosas fueran así, Shouken Shinryuu nunca traiciono a Ki Tanmouku… por lo tanto… esta verdad es aún más inaceptable…”. Ki de rodillas sosteniendo su pecho con dolo decía “Si… si ese día no hubiera escapado, o quizás… no hubiera lastimado su corazón… Shouken estaría… No hubiese sido… ¿No hubiese sido necesario que muriera?”. Keika a los gritos le responde…

Opinión

¿Por dónde empezar? [email protected], este anime y este Manhua son lo mejor, estoy muy sorprendida de varias cosas. Primero les diré que ame las escenas de ambos lados, claro está que las escenas de Keika vestido de mensajero y siendo abrazado por Ki son únicas. Ya sabemos que Jimei estaba enamorada de Shouken y no de la manera sana. Las acciones de la Tía de Ki fueron una bajeza total, detesto a esa vieja. El hermano de Shouken me cae mal y a la vez podría decirse que lo entiendo, ya que es un hombre que se rige por sus principios y tradiciones, aunque sean muy extremistas, pero se ve que ama a su hermano. Nos quedó muy claro la importancia de la sangre de Shouken, sus propósitos y lo mucho que quería estar con Ki. Aunque el final es muy triste para Shouken, no ha tenido paz ni vivo ni muerto, sus intenciones siempre fueron las mejores, aunque su deseo por estar con Ki lo llevaran al suicidio. Me morí con la noticia de lo que hizo el Maestro, esto quería explicárselos, “En el anime el Maestro todo el tiempo estuvo ciego, pero las que han leído las reseñas desde el inicio, saben que el Maestro se volvió ciego después de que Shouken muriera”, es decir, puede considerarse una traición y a la vez no, simplemente que la intención de mantener a Ki con vida, ha llevado a muchos a realizar actos muy cuestionables. “En el anime, Sekijin estaba junto con la División Shinryuu en una cena importante en la casa de los Tanmouku por la ceremonia, en el Manhua eso nunca paso, nunca sucedió, Sekijin se introdujo a la mansión de otra forma, pues él lo planeo todo desde las afueras. En el anime al final la Gran Madre le entrega una carta a Jiun, en el Manhua eso no está, no sabría decirles de que se tratara”. Lo importante y como siempre se los he dicho, es que la esencia se mantiene. QUIERO DECIRLES JAJAJA Y EN MAYÚSCULA, QUE ESTOS DOS ÚLTIMOS CAPÍTULOS SON ¡¡BOMBA!! Y TENDRÁN DE TODO Y SI NO SALE TODO, YO SE LOS MOSTRARE AQUÍ COMO SIEMPRE. El día que vallan a verse el capítulo 12, agárrense de lo que puedan. Sé que les he dicho que el Manhua lo llevaba leído hasta donde iba el anime, pero me adelante porque voy a estar ocupada, entonces inicie con las dos últimas reseñas. Espero seguirlas viendo pronto por aquí y espero darles buenas noticias en el capítulo 12. Un abrazo :).

Pame26

Soy Fujoshi, amante del Anime, los Libros, Marveliber 100%. Soy Comunicadora Social-Periodista, Diseñadora Gráfica y fotógrafa. Amo lo que hago e intento hacerlo siempre bien. Me gusta recibir, consejos y sugerencias. Ah por cierto, me rio demasiado y descontroladamente.

Más noticias similares.
Déjanos un comentario.