Reseñas

Reseña | Vanitas no Carte – Capítulo 13

Señotakuina 20 enero, 2022

Esta reseña sobre Vanitas no Carte contiene spoilers. Si no has visto el capítulo, te recomendamos hacerlo y después regresar a leer la reseña.

Vanitas
©望月淳/SQUARE ENIX・「ヴァニタスの手記」製作委員会

Capítulo 13: “Forêt d’argent”

En episodios anteriores, Vanitas cree que Noé está en peligro. Sin embargo, lo encuentra profundamente dormido. El joven vampiro tiene amnesia, no recuerda el juramento de sangre que ha tenido que hacerle a Ruthven, así que todo queda en un susto sin importancia.

Dante aparece entonces con noticias: la legendaria Bestia de Gévaudan ha vuelto a aparecer. Sin dudarlo, Vanitas y Noé toman un tren para ir al lugar de los hechos. Esta leyenda tiene su origen en el siglo XVIII y se cuenta que la Bestia habría matado a más de 100 personas, incluidos mujeres y niños. Además, se ofrece una descripción detallada de su aspecto físico. Por último, se menciona la existencia de una bruja que habitaría el mismo Bosque Plateado donde estaría el monstruo. Todo ello apunta a un posible vampiro portador de la maldición.

Mientras investigan en el bosque, Noé se pierde. De repente, todos son transportados a un invierno del siglo XVIII. Allí se encuentran con el paladín Astolfo, que entra en batalla con Noé. Justo entonces irrumpe la bestia y todos vuelven a reunirse. Jeanne, que también está allí, parece conocer al vampiro tras las bestia y está decidida a matarlo, pero Vanitas desea curarlo. De pronto, aparecen la comitiva de Charlatán y Naenia; Vanitas trata de usar el libro pero alguien corta la cadena y todo se vuelve negro. En la nieve, Noé yace inconsciente frente a una joven llamada Cloe y su ayudante.

Análisis: Retomando el proyecto

Vanitas
©望月淳/SQUARE ENIX・「ヴァニタスの手記」製作委員会

Vanitas no Carte cesó sus emisiones inesperadamente a finales de la primera temporada, dejándonos con la miel en los labios. Sea cuales fueren las razones, simplemente esperamos que haya sido para bien, que el mimo en la animación y la fidelidad al manga estén a la altura de la calidad de los primeros doce episodios.

Efectivamente, el anime fue acogido con entusiasmo. En general, sació las expectativas de los seguidores del manga y aumentó considerablemente el elenco de fans. Con la apertura del arco de Gévaudan, tras este hiatus, lo mínimo es continuar en la línea de lo anterior y, aunque ya vivimos escenas extraordinarias, deseamos una temporada tan sublime como la primera.

Por otro lado, si bien dejé mi opinión y análisis de los temas esenciales en las reseñas de la otra temporada, puedo extraer, alejada del calor y la novedad del producto, una serie de conclusiones: Vanitas no Carte realizó una magnífica adaptación de un manga cuya narrativa ya era buena, una superación de otras obras de Mochizuki, y contando con ello, se logró un anime fiel. Además, la animación está cargada de belleza. La música, el color, el movimiento, el vestuario y el paisaje conmueven. Muy a propósito, me viene la expresión francesa “C’est superbe!”.

Finalmente, en este sentido, la segunda temporada ha sabido, por el momento, desplegar todo el encanto de la serie. Las escenas de acción, humor y reflexión se suceden en equilibrio y el capítulo está bien estructurado. El opening y el ending siguen la estela marcada y evitan el spoiler (es clásico cliché del anime), por lo que optan por escenas cotidianas o sensuales.

Locura e histrionismo en Astolfo y otros personajes

Vanitas
©望月淳/SQUARE ENIX・「ヴァニタスの手記」製作委員会

Sin duda, el tema más interesante que puedo extraer de este capítulo es la locura y la exageración emocional de no pocos personajes de Vanitas no Carte. Al final, todas las emociones negativas y la propia cruzada de Vanitas están asociados a la locura. A veces, parece que Mochizuki nos quiere decir que la maldad tiene como fuente la locura y esta, en última instancia, ahonda su raíz en el dolor.

Nuestro protagonista es un doctor de la locura, pero esta no solo está en el malnomen de un vampiro, sino que también se encarna en los humanos malvados. Así, el personaje de Astolfo, némesis de Roland porque, precisamente, está en paz consigo mismo. Astolfo, en cambio, es locura, y maldad con ello, por el tormento interior que lo desencadena. El placer en la violencia, el histrionismo y otros tópicos del antagonista en un anime no son nuevos, pero siendo Mochizuki, quiero creer que le da un significado.

Otro personajes como Naenia y el desfile de Charlatán se acogen a la mascarada y el juego, se alimentan de la locura y, por esta razón, acuden a ella. Tal vez, y sin querer, hayamos tropezado con el posible gran tema de esta obra: ¿el dolor enciende la locura y esta es la fuente de la maldad?

A modo de conclusión

Vanitas no Carte retoma sus emisiones y con ellas, nos vuelve a ilusionar. El arco de Gévaudan es de una complejidad poco usual, por lo que su narración es un reto en sí. No obstante, bien desarrollada la historia y en línea con lo anterior, los próximos capítulos son prometedores.

Señotakuina
Señotakuina

De día soy profe de lengua, la noche y los findes me convierto en cazadora de aliens y friki consumada. De la generación Digimon.

Déjanos un comentario.

Relacionadas

noticias relacionadas Más Noticias
Reseñas

Reseña | Isekai Meikyuu de Harem wo – Capítulo 6

15 agosto, 2022
Isekai Meikyuu de Harem wo – Capítulo 6
leer más
Reseñas

Reseña | Soredemo Ayumu wa Yosetekuru – Capítulo 6

11 agosto, 2022
leer más
Reseñas

Reseña | Kakkou no Iinazuke – Capítulos 14 y 15

12 agosto, 2022
leer más
Reseñas

Reseña | Isekai Meikyuu de Harem wo – Capítulo 5

9 agosto, 2022
Isekai Meikyuu de Harem wo – Capítulo 5
leer más
Reseñas

Reseña | Soredemo Ayumu wa Yosetekuru – Capítulo 5

4 agosto, 2022
leer más
Reseñas

Reseña | Isekai Meikyuu de Harem wo – Capítulo 4

30 junio, 2022
Isekai Meikyuu de Harem wo – Capítulo 4
leer más