Reseñas

Reseña | Deca-dence – Capítulo final

Señotakuina 30 septiembre, 2020
Deca

Esta reseña sobre Deca-dence contiene spoilers. Si no has visto el capítulo, te recomendamos hacerlo y después regresar a leer la reseña.

©DECA-DENCE PROJECT

Capítulo final: “Deca-dence”

Deca-dence retoma su última entrega con la conexión de Kaburagi al sistema. Este éxito queda paralizado y en manos del cyborg; mientras, Natsume y los demás deben confiar y facilitar su lucha contra el titánico “gadoll”.

En el interior del sistema, Kaburagi tiene un enfrentamiento dialéctico con este, que se declara neutral y le deja controlar la fortaleza, aunque observa que sus esfuerzos serán en vano. Sin embargo, Kaburagi no se rinde y usa todas sus fuerzas para vencer al monstruo. A su victoria le sigue una muerte sin arrepentimientos. En el exterior, Jill crea un evento para que los jugadores reúnan las piezas antiguas de la Deca-dence y crean un nuevo arma con la que vencer al “gadoll”. Gracias a ello, y a las acciones kamikazes de Donatello, Kaburagi logra destruirlo.

Tres años después, Minato es el controlador supremo del juego y ha cambiado el entorno. Humanos, cyborgs y “gadolls” conviven en armonía en la Ciudad de Deca-dence. Indagando, Jill descubre que hizo una copia de seguridad de Kaburagi. En la última escena, este se acerca a Natsume en su forma humana.

Análisis: Kabu-dance

Finalmente, llegamos al desenlace de Deca-dence; un capítulo que soluciona todos los conflictos y opta por los finales felices y cerrados. La tragedia y los misterios abiertos quedan reducidos a lo insignificante. En su lugar, estalla el uso de la luz diurna, paisajes de exultante belleza, y actualizan el diseño de los personajes. Así, Natsume aparece con un nuevo aspecto y vestuario, rebosante de vitalidad y calma espiritual.

Deca
©DECA-DENCE PROJECT

En términos generales, ha sido un final muy tradicional para una historia tan singular, pero el uso de tópicos no es un elemento negativo per se. Y es que, a riesgo de repetirlo hasta la saciedad, nunca es tanto el qué contamos sino el cómo. En este sentido, se explota con maestría el contraste entre la noche, asociada al caos, y la luz del día para la victoria y la regeneración, tres años después. En el seno de esta metáfora, germina y se desenvuelve otra:

Deca-dence se somete a la voluntad del individuo, “Kabu-dence”, y a través de sus acciones y sacrificio, el sistema y la sociedad cambian. En su estadio final, la Ciudad de Deca-dence sacia la sed de aventuras y lucha en entornos lúdicos; los humanos, son dueños de sí mismos, conscientes y conformes con la verdad. Se trata de un escenario nuevo en el juego de la vida al que apenas se le dedican unos minutos, pero los detalles están muy bien trazados y enunciados. Oído y vista atentos, ¡la descripción de la nueva urbe no deja cabos sueltos!

Redención, sacrificio y esperanza

La muerte de nuestro protagonista es necesaria. Para la transformación total, Kaburagi se redime entregándose a la causa hasta la última de sus consecuencias. De este modo, el ser que se quería suicidar, da valor a la existencia y logra sentir la plenitud de su logro. Natsume acepta con madurez la realidad y se despide de él.

Se trata de un ciclo vital completo, pues Kaburagi da respuesta a sus preguntas y actúa, por ello resulta una muerte épica y hermosa. De ello, el espectador recibe un impacto emocional directo y una enseñanza. No obstante, una historia que no quiere ser tragedia resuelve que tras la muerte, llegue la resurrección, la esperanza. Y tenemos así un final perfecto, feliz y cerrado.

Comentario global: el impacto de Deca-dence

Deca
©DECA-DENCE PROJECT

A continuación, vamos a realizar un esfuerzo de síntesis y visión global de lo que ha sido y ha significado Deca-dence. No pretendemos ser exhaustivos, porque es mucho lo que mencionar y ya se ha trazado en reseñas anteriores. En su lugar, nos limitaremos a señalar algunas de las claves del éxito consumado de esta serie.

Y es que, efectivamente, Deca-dence puede gustar más o menos, – en lo subjetivo no hay nada escrito- pero su impacto en la temporada es innegable. No creemos que sea una obra maestra de gran calado, como podría serlo Death Parade; sin embargo, sí es una serie buena, en calidad y contenido, que aporta un giro refrescante y original en el basto almacén del Isekai y lo post-apocalíptico.

Deca-dence se lleva el mérito de acercarnos al tópico invertido, un Matrix con cyborgs llenos de color y emoción, con diseños absolutamente locos, coloridos, infantiles…¡Y pretender una trama seria! Ahora bien, ¿hasta que punto se ha conseguido? Personalmente, sí he sentido catarsis con Kaburagi, con historias como la de Sarkozy, Jill o Minato, y creo que se ha logrado porque han introducido la ironía y la burla a sus propios diseños. Por ejemplo, la muerte de Sarkozy es trágica y profunda, pero fiel a su personalidad mediocre, patética. Su sacrificio tiene ese momento absurdo que te saca del drama, te espanta, te hace reír y te devuelve de golpe a dicho drama.

Dicho de otro modo, Deca-dence me transmite seres rotos en trajes de hojalata y arcoíris, metáfora de la propia vida. ¿Acaso la tragedia es épica en la vida real? Tiene siempre un punto lamentable, ridículo y retorcido, por eso en One Piece se llora también por la nariz.

Otras claves del éxito de la serie

Deca
©DECA-DENCE PROJECT
  • El diseño complejo de los protagonistas, que crecen e intercambian aspectos de su personalidad. Natsume se “kaburaguiza” y Kaburagi se “natsumiza”.
  • Todos los personajes presentan en pocas líneas mimo en la personalidad y el aspecto. El dibujo de los humanos y de algunos cyborgs es delicado y precioso.
  • La banda sonora es bastante buena.
  • Los paisajes y el diseño de la Deca-dence no son fruto de la improvisación, sino de un trabajo concienzudo.
  • La trama es muy filosófica, el error y el sistema son conceptos aplicables a nuestro momento social. Hay, sin duda, un mensaje. En él, se exalta la libertad del individuo por encima de las utopías perversas y el control gubernamental de la ética.

En definitiva, estamos ante un producto innovador que ha aportado algo diferente, y eso es de agradecer en el mercado del anime. Con mayor o menor acierto, coincidiremos todos en que es un producto valiente y elaborado con pasión. ¡Gracias, Deca-dence!

Señotakuina
Señotakuina

De día soy profe de lengua, la noche y los findes me convierto en cazadora de aliens y friki consumada. De la generación Digimon.

Déjanos un comentario.

Relacionadas

noticias relacionadas Más Noticias
Reseñas

Reseña | Komi-san Can’t Communicate 2 – Capítulo 6

16 mayo, 2022
Komi-san Can’t Communicate 2 – Capítulo 6
leer más
Reseñas

Reseña | Honzuki no Gekokujou 3 – Capítulo 6

16 mayo, 2022
leer más
Reseñas

Reseña | Komi-san Can’t Communicate 2 – Capítulo 5

10 mayo, 2022
Komi-san Can’t Communicate 2 – Capítulo 5
leer más
Reseñas

Reseña | Honzuki no Gekokujou 3 – Capítulo 5

10 mayo, 2022
leer más
Reseñas

Reseña | Mahoutsukai Reimeiki — Capítulo 5

7 mayo, 2022
leer más
Reseñas

Reseña | Komi-san Can’t Communicate 2 – Capítulo 4

3 mayo, 2022
Komi-san Can’t Communicate 2 – Capítulo 4
leer más