Reseña | Shinchou Yuusha: Kono Yuusha ga Ore Tueee Kuse ni Shinchou Sugiru – Capítulo 10

avatar Umi no Tsuki24/12/2019 2

lightbulb_outline ¡Advertencia! Esta reseña sobre Shinchou Yuusha: Kono Yuusha ga Ore Tueee Kuse ni Shinchou Sugiru capítulo diez contiene spoilers. Si aún no has visto el episodio, te recomiendo que vayas a checarlo y después regreses a leer la reseña.

Episodio 10

En este episodio de Shinchou Yuusha comenzamos con nuestro héroe y su equipo esperando una explicación al hecho de que el Maestro de Guerra se infantiliza pero en un principio Rosalie no se las da y van al pueblo a reabastecerse. Regresando al castillo Rosalie le pide a Seiya que no lleve a su padre a la batalla y le explica que en realidad no saben que ocurrió, ni porque se infantiliza. Después de esto nuestro héroe le dice al Maestro de Guerra que él se hará cargo solo de todo lo que está por venir ya que no lo necesita, a lo que él responde diciendo que lo entiende he invitado por lo menos a Rista a que lo acompañe a un templo que mando a hacer en honor de la diosa que salvaría al mundo.

Las cosas parecen ponerse extrañas de repente cuando ya estando solos en el templo el Rey comienza hacerle saber a la diosa detalles importantes sobre su inmortalidad y la de Seiya al menos en ese mundo para después decirle que la matara y posteriormente a nuestro héroe sin la posibilidad de que ninguno sobreviva o regrese a su mundo original. Cuando está a punto de terminar con la vida de Rista aparece Seiya salvándola en el último momento y comenzando un enfrentamiento con el Rey, éste al darse cuenta que estaba por morir debido a su edad se toma algo que lo convierte en demonio para poder pelear con nuestro héroe.

De todo un poco

Este fue episodio estuvo lleno de emociones y sorpresas, empezando con la traición del Rey, la batalla épica entre Seiya y el Maestro de guerra convertido en demonio, el hecho de que descubrieron que tanto Seiya como Rista pueden morir en este mundo, el emotivo adiós entre Rosalie y su padre, los cambios de humor y la actitud tanto de la Diosa como del héroe dejaron cargado este episodio de emotividad, dudas y mucha emoción por saber más.

La traición y el perdón

Algo que sin duda no vimos venir fue que el gran Maestro de Guerra traicionara al mundo al que dedicó toda su vida a tratar de proteger del Rey demonio. Ya que al enfrentarse con él se dio cuenta que no había manera de comparar su poder con el del Rey demonio y que su sueño de convertirse en un héroe y salvar este mundo no podría realizarse. Aun así no hubo una explicación del todo satisfactoria al porque es que se infantilizaba, en realidad lo único que dijo el Rey Roseguard fue que se cautivó tanto por el poder abrumador del Rey demonio que se sintió como un niño que se somete a su padre, al parecer en un sentido bastante literal.

Afortunadamente pese a lo que pudo haber ocurrido no genero gran daño ya que Seiya pudo detenerlo antes de que matara a Rista y antes de que de hecho lo matara él. Supongo que un momento de confusión no debe valer para destruir lo que construyo durante toda su vida y nuestro héroe lo sabía. Francamente esta parte del episodio me encanto, porque Seiya pese a lo brutal que puede ser nos dejó ver un lado de su carácter tan centrado y humano. Incluso fue gracias a él que Rosalie tuvo la oportunidad de perdonar a su padre antes de que muriera y pudiera despedirse de él.

Claro los métodos poco ortodoxos de Seiya cruzan un poco la línea pero con alguien como Rosalie y en un momento en el que quedaba poco tiempo la verdad es que eran más que necesarios. Nunca diría que se justifica que un hombre le pegue a una mujer, sin embargo sí creo que a veces una cachetada o dos en una situación crítica como esta puede ayudar a cualquiera a aterrizarse en su realidad y apropiarse del momento para hacer lo correcto.

Hay que tomar en cuenta que no hubiera sido fácil para nadie actuar con madurez en un momento como ese su padre, el Rey, el gran Maestro de Guerra que ella consideraba la persona más valiente e incorruptible de ese mundo de la nada decidió no solo traicionar al mundo, los ideales y principios bajo los que la educo sino también a ella y su vínculo.

Eso sin tomar en cuenta que ella también tiene un deber y una obligación con ese mundo y esos mismos principios, así que no podemos culparla por su reacción inicial y creo que solo debemos estar agradecidos de que nuestro héroe sencillamente hubiera podido tener la madurez y la mente clara para ayudarla a hacer lo correcto y darle lo justo tanto al Maestro de Guerra como a ella misma, que sencillamente era una despedida de un padre amoroso a una hija que lo adoraba.

El héroe y el demonio

En cuanto a la batalla fue más de lo que hubiéramos podido esperar, ya que no solo estaba en juego la salvación del mundo sino también estaban en juego la propia vida de nuestro héroe y la diosa. Fue toda una sorpresa descubrir que había un artículo mágico que podía crear una reacción en cadena que al eliminarlos en este mundo también podría destruir sus almas en su verdadero mundo, este objeto mágico es el Chain Destruction que el Rey demonio produjo en la espada God Eater, y que le dio a Roseguard para eliminarlos, esto sin duda le da una sensación diferente a todo.

Ya sabíamos que el gran Maestro de Guerra era muy fuerte, lo que no imaginamos era que este al darse cuenta de que su cuerpo estaba muriendo se tomaría una Orbe de Espíritu Demoniaco para convertirse en demonio y así matarlos a todos. Pese a todo el entrenamiento que ha tomado nuestro héroe realmente se las vio muy difícil peleando con el demonio, parecía que cada vez que este mejoraba algo en su ataque casi de inmediato su enemigo se adaptaba y lo superaba.

Justo cuando creímos que alguien por fin había vencido a Seiya después de que le cortaran el brazo pudimos notar que sea lo que sea que haya aprendido de Valkyrie funciono ya que al regresarle al demonio el mismo daño que este le había causado fue logro sacar un poco de ventaja en su sorpresa y vencerlo. Afortunadamente pudo sanarlo por completo Rista con su magia y la ayuda de las hierbas medicinas, así como a Wohlks Roseguard para que el tiempo que le quedaba dejara de sentir dolor y pudiera despedirse.

Conclusión

Por ultimo solo puedo decir que nuestro héroe es mucho más de lo que podríamos desear pese a sus formas tan extrañas de a veces hacer las cosas. Sus motivaciones y razones son desconocidas al mismo tiempo que son muy claras. Es decir, su prioridad es salvar al mundo con todo lo que implique hacerlo. Su carácter frio o seco no le quita calidez humada, tiene un sentido muy claro de lo que es realmente es importante mucho más que los demás a su alrededor con todo y que actúan como si el raro fuera él por su modo súper cauteloso de ser.

Según lo que hemos visto en todos los episodios anteriores en sus acciones siempre hay algo más y no creo que este episodio vaya a ser la excepción, razón por la que nos quedamos con algo de preocupación por como termino todo en esta ocasión. Por lo que la pregunta seria, ¿en verdad Seiya tiene intenciones de relajarse un poco y tomarse dos a tres días para descansar? O ¿es que tomo la determinación de hacer algo mucho más peligro como dejarlos y seguir solo?

Ciertamente lo que paso en este episodio cambia un par de cosas importantes y no creo que nuestro héroe se lo vaya a tomar con mucha calma. Ojala que solo esté pensando en cómo reagruparse para enfrentar al Rey Demonio y la expresión que vimos en él al andar solo no signifique nada más. Por ahora solo nos queda esperar lo mejor y estar pendientes de lo que se nos avecina.

avatar

Umi no Tsuki

Mas Noticias Que Te Pueden Interesar
Comentarios 2

lock_outline Inicia sesion o Registrate para poder comentar.

Nivel: 1
San
Publicar